Los palacios imprescindibles de India

Los 5 palacios imprescindibles de la India

Un viaje a la India es un viaje de contrastes. Un contraste entre culturas, un contraste entre las bulliciosas ciudades y los tranquilos pueblos, un contraste entre la pobreza de las clases más bajas y la riqueza de los palacios... Y en estos últimos tenemos que detenernos, porque los palacios son uno de los elementos que ningún turista puede perderse en el subcontinente. A continuación vamos a ver los 5 palacios más interesantes de la India, un recorrido que no escatima en lujos y que hará tu viaje todavía más inolvidable.

1 El Taj Mahal

Parece obligado empezar por una de Las Siete Maravillas Modernas del Mundo, el gran icono de la India. Cualquier turista que vaya a la región de Uttar Pradesh pasará por Agra en busca de este coloso de mármol blanco, el mejor ejemplo de arquitectura mogola, combinación de la islámica, india, persa y turca. No te quedes solo con el mausoleo y su icónica cúpula de mármol blanco, el Taj Mahal está compuesto por una serie de edificios integrados y jardines, y todos ellos valen la pena. Si puedes, no te pierdas el amanecer.

2 Amer Fort Jaipur

Seguimos ahora en el Rajestán, concretamente en el espectacular Amer Fort Jaipur, a solo 11 km. de la ciudad de Jaipur. Se trata de un fuerte donde encontramos varios palacios y estancias en las que no faltan los espectaculares decorados con sus murales coloridos o las trabajadas esculturas de piedra o mármol. Data del siglo XVI, y su entorno también es increíble, rodeado de colinas. Es más, para llegar hasta este complejo hay que hacer frente a una pronunciada subida que puedes hacer a lomos de un elefante, algo que sin duda refuerza la experiencia.

3 Hawa Mahal

También en Jaipur nos encontramos con El Palacio de los Vientos, construido en 1799 con arenisca roja y rosa e incrustaciones en óxido de calcio. Su nombre se da al viento que circula por dentro y que ayuda a mantenerlo fresco incluso en verano. La fachada principal cuenta con 953 pequeñas ventanas que permitían a las mujeres de la realeza observar el día a día en las calles de Jaipur sin que nadie las pudiese ver. Este palacio era una extensión de la Zenanan o cámara de mujeres destinada al harem.


4 Fuerte Mehrangarh, Jodhpur

Su traducción literal sería “la fortaleza del Sol”, y lo encontramos en lo alto de un acantilado. Data del siglo XV, y su función original era defensiva aunque dentro del fuerte encontramos palacios con unas paredes y techos muy decoradas. Hasta 17 generaciones de gobernantes de Rajput reinaron en este complejo, al que se la han añadido palacios, templos o patios. Eso sí, la mezcla de estilos es tal que cuesta identificar las construcciones originales de las añadidas. Por suerte, está muy bien conservado. Además, parte del fuerte es un museo.

5 Palacio Real de Mysore

Un palacio que en pleno siglo XXI continúa funcionando como tal. Allí vive el Maharajá de Mysore, de la dinastía Wodeyar, y ya desde que cruzamos la portada principal nos dejará más que boquiabiertos. Aunque el complejo original es del siglo XIV -además del Real hay otros templos y palacios-, durante sus más de 700 años de existencia se han derribado construcciones a la vez que se proyectaban nuevos elementos. La construcción más actual data de 1897, cuando se llevó a cabo la última gran reforma siguiendo los principios del estilo historicista indo-sarraceno.

Estos son solo algunos ejemplos de los palacios más interesantes que encontramos en la India, pero en prácticamente cualquier ciudad que visites encontrarás un palacio o un complejo de palacios y templos que te ayudarán a conocer mejor este país y su cultura.

 

Comentarios

comments