Viajar al Caribe en invierno

Viajar al Caribe en invierno es la mejor opción para los europeos

Pero, ¿cuándo debemos ir a visitar estos maravillosos parajes? Pues muy sencillo, la mejor época para visitar el Caribe es en los meses de invierno. Es decir, durante noviembre, diciembre, enero etc... Ahí es cuando más podremos disfrutar de estas islas puesto que a pesar de ser invierno para nosotros, en Europa, allí alcanzan temperaturas de hasta más de 30ºC.

Algo totalmente apetecible para escapar de nuestro frío invierno ¿verdad? No hay nada mejor que estar relajado, tumbado en una playa bajo el sol en lugar de estar en tu ciudad con mil bufandas y abrigos, andando encogido por el frío. Es un contraste total con el que podremos pasar nuestro invierno en las mejores playas caribeñas, como si fuera completamente verano.

Que sea invierno para nosotros no quiere decir que no podamos escapar de él o que vayamos donde vayamos, vaya a hacer ese frío tan gélido que nos hiela hasta los huesos. Todo lo contrario. Si viajamos al Caribe encontraremos calor, sol, ambientes cálidos y acogedores, y como siempre, las mejores playas, las mejores vistas y paisajes...

Para lograr esto, solo tenemos que volar a destinos caribeños que sean de nuestro interés, como pueden ser la Riviera Maya, Cuba, Costa Rica, Puerto Rico, Chile o la República Dominicana. En todos estos lugares encontraremos parajes y playas paradisíacas, pero es en la República Dominicana, concretamente, donde podemos encontrar las mejores playas por excepción, ya que es en este país donde está ubicada Punta Cana.

Mucha gente, cuando piensa en República Dominicana, piensa instantáneamente en la palabra Caribe. En las largas playas en las que el sol brilla y el agua nos hace de una especie de espejo. Y efectivamente, así es, viajar a República Dominicana significa disfrutar, relajarse en la costa y vivir la vida tropical.

Así pues, como es debido saber, la República Dominicana está situada junto a Haití, ambos compartiendo isla. Estos dos países conforman una parte muy importante del Caribe y por ende, de la costa caribeña. Al ser un lugar tan fascinante, es un destino elegido por un gran porcentaje de la población mundial cuando han de viajar por cualquier motivo especial.

Además, es preciso hacer otra aclaración más. Dentro de la República Dominicana podemos encontrar dos principales destinos que no podemos dejar de visitar si viajamos a este hermoso país. Estos son Santo Domingo y Punta Cana, el corazón pleno del Caribe.

Los imprescindibles viajes a República Dominicana

Como podemos apreciar, hacer un viaje a República Dominicana es una de las cosas que hay que cumplir y tachar de nuestra lista de quehaceres a lo largo de la vida. Nunca veremos semejantes parajes, ni nada parecido, si no la visitamos. Dentro de este fantástico país rodeado de mar y de costa, encontramos dos viajes a República Dominicana que no podemos obviar.

Descubre la capital: Santo Domingo en todo su esplendor

Uno de estos lugares es Santo Domingo, la ciudad que fue nombrada como capital del país. En ella no sólo encontraremos las playas más famosas y la costa más visitada, sino que también podemos apreciar la aparición de numerosos edificios históricos y diversos monumentos. En resumidas cuentas, ¿cómo vamos a conocer un país si no visitamos su capital? Es algo que tenemos que hacer obligatoriamente si viajamos a esta isla.




Santo Domingo es, además, la capital colonial más antigua. En ella encontraremos calles como El Conde, la cual data de unos 500 años de antigüedad, dando mucha historia y cultura a la ciudad. Asimismo, encontraremos puntos estratégicos de la capital que están considerados como Patrimonio de la Humanidad. Pero no todo es antigüedad e historia, encontramos también muchos puntos de ocio y otros edificios modernos.

Pero esto no es todo, considerando que Santo Domingo está muy estrechamente ligado al antiguo marino Cristóbal Colón. Aquí está situado el Alcázar de Colón, el cual fue construido por su hijo. Es más, ahí podemos encontrar el Museo Alcázar de Colón, en honor al mismo.

Qué visitar en República Dominicana: Punta Cana y sus lugares más emblemáticos

De modo que, al ser uno de los destinos preferidos mundialmente, existen numerosos viajes a República Dominicana entre los que podemos encontrar más de un viaje a República Dominicana todo incluido. Esto significa que simplemente tendremos que preocuparnos de pagar nuestra tarifa, y en ella irá incluido todo. Desde nuestro alojamiento, ya sea un hotel u hostal, pasando por nuestro vuelo de ida y vuelta, e incluyendo hasta todos los gastos que conlleve nuestra estancia en el país caribeño.

Asimismo, se nos harán las indicaciones clave para saber y conocer qué visitar en República Dominicana, así como qué hacer en República Dominicana y también qué ver en República Dominicana.

Como ya hemos comentado anteriormente, un destino imprescindible que visitar en República Dominicana es Santo Domingo. El otro es Punta Cana, el Caribe más puro. Punta cana está situada al este del país, alargándose por su costa. Esta ha sido catalogada por tener algunas de las mejores playas del mundo, con un azul turquesa que no deja indiferente a nadie, y una arena clarita, de un blanco pálido increíble.

Otra opción para visitar todas las playas es ir navegando de isla en isla, y así conocer las playitas y calas más vírgenes y desiertas de la zona. Si optamos por hacer esto, no nos podemos perder la visita a Isla Saona, situada al sureste del país.

Como última opción, se nos plantea hacer un turismo más ecológico, en el que veremos zonas más frondosas, naturales y verdes, pero con el mismo (o incluso más) encanto que las playas. Aunque parece difícil de superar, este tipo de turismo por el río Damajagua es también muy practicado entre los viajeros.

¿Qué hacer en República Dominicana? ¡No te pierdas nada!

Por último, nos queda desvelar el único secreto que queda: qué hacer en República Dominicana. Aparte de visitar las dos principales ciudades y de disfrutar de cada playa, de cada monumento...nos queda disfrutar de la comida dominicana. Otro punto que no nos podemos perder, claramente.

Esta comida tan característica se distingue por su mezcla de sabores. Una completa degustación para nuestro paladar si nos gusta probar cosas nuevas, claro está. Si es así, no podemos dejar escapar esta oportunidad y probar el plato más típico: el sancocho. Este plato es un guiso hecho con carne, yuca y patata, ñame, plátano y un ligero pero notable toque de cilantro. Vamos, una explosión de sabores que nunca olvidaremos.

En resumidas cuentas, no podemos dejar de viajar a este fantástico país que tantas cosas nuevas y alternativas nos puede ofrecer. No dudaremos en visitarlo, aún siendo invierno para nosotros y sabiendo que disfrutaremos de las playas caribeñas mejor calificadas junto a una gastronomía que emocionará tanto a nuestras papilas gustativas como a nosotros mismos. Cualquier época del año es buena para lanzarse a  visitar el Caribe, pero será en invierno sobre todo cuando podremos gozar más que nunca, puesto que la mayoría de gente elige el verano para viajar, y las playas del Caribe estarán mucho menos concurridas y aglomeradas.

Comentarios

comments